En la diócesis de Cochabamba, los escolapios tenemos tres parroquias: “San Rafael” de Cochabamba, “Santiago Apóstol” de Anzaldo y “Nuestra Señora del Rosario” de Cocapata. Le hemos pedido al P. Carlos Curiel que nos cuente cómo la diócesis está afrontando esta crisis.

La Iglesia que peregrina en Cochabamba, movidos por el Espíritu de Jesús, ante esta pandemia que está azotando a la Humanidad, nos situamos como Pueblo de Dios, con el Pueblo de Dios, pidiéndole al Señor fuerzas para hacerlo con criterios de Evangelio.

Hemos estado atentos a todas las circunstancias que esto provoca, fijando nuestra miranda, de manera preferencial, hacia los que más sufren, más necesitan. Y, si bien no somos la “respuesta” a este grave mal, queremos ser “una respuesta”, parte de la “respuesta”.

Es por esto que hemos querido invitar a toda la población a seguir las instrucciones que nos están dando las autoridades de gobierno, las de salud, nacionales e internacionales, de la Iglesia. Es una cuestión de responsabilidad ante el mundo, ante Bolivia.

Hemos querido estar cerca de nuestro Pueblo y es por esto que hemos pedido a los Ministros de la Iglesia, a los Religiosos(as), a los Agentes de Pastoral, ser creativos, dentro de las precauciones que debemos tener, para hacer llegar por los distintos medios que la tecnología nos facilita, momentos de Oración, de Celebración, de Piedad, que nos permita estar en Comunión fraterna, en Comunión con Dios.

Se están celebrando Eucaristías, Oraciones con la Liturgia de la Horas, Vía Crucis, Rosarios, Adoraciones Eucarísticas, entre otras. Por estos medios, de igual manera, en contacto con personas que están muy tristes, agobiadas, deprimidas, o que les cuesta mucho situarse ante esta realidad, compartiendo mensajes de aliento, de Esperanza, de Evangelio.

También entramos en Comunión con las Oraciones y Celebraciones que nos han propuesto unirnos, tanto en Bolivia, como las del Santo Padre Francisco. Ejemplo de ello la Bendición Urbi et Orbe.

Estamos en Comunión con ustedes, con nuestro Pueblo, con nuestra Iglesia.

Dios nos bendiga, nos fortalezca y nos dé la Sabiduría para saber responder a este tiempo, a esta circunstancia, al estilo de Jesús Buen Maestro, Buen Pastor. Nuestra Madre siga siendo Compañera de Camino

 

P. Carlos Curiel. Sch.P.

Obispo auxiliar de Cochabamba (Bolivia)

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies