Compartir iniciativas pastorales destinadas a crecer en identidad escolapia es una de las finalidades de nuestra Red de Parroquias. El día 25 de cada mes, promoveremos la oración de las doce estrellas entre los fieles de nuestras comunidades. Oramos por el crecimiento de las vocaciones escolapias y en este tiempo, por los que están sufriendo más las consecuencias de la pandemia.

La corona de las doce estrellas fue compuesta por San José de Calasanz y era recitada a diario por los alumnos de las Escuelas Pías. La oración recoge los beneficios que Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo ha realizado en la Virgen maría, protectora de las Escuelas Pías y modelo de apertura a la voluntad de Dios. Para finalizar, se reza una Salve por la unidad de los cristianos, la evangelización de los pueblos, la paz de la humanidad y el triunfo de la Verdad.

Les hemos preparado un guión muy sencillo para que puedan orar en casa en este tiempo de cuarentena y oren por la misión que las Escuelas Pías llevan en los centros educativos y las parroquias.

El esquema de oración que proponemos es:

  • Oración de las Doce Estrellas
  • Meditación espiritual sobre una frase de Calasanz
  • Oración por las vocaciones escolapias.

 

Meditación calasancia

Les presentamos un fragmento de una carta de Calasanz al P. Esteban Cherubini de 29 de junio de 1630. Está escrita en un momento en el que una epidemia muy fuerte asoló Italia y fue especialmente virulenta en Nápoles, donde se acababan de abrir las Escuelas Pías. A esta desgracia, se añade la guerra de los 30 años que dejó en Europa una estela de hambre y muerte.

Allí deben hacer oración por las ciudades que padecen la peste y la guerra, porque, a pesar de todo, todos somos hermanos en Cristo, y es un acto de caridad. Pero esperar a hacer oración cuando la peste se va acercando, entonces se hace más por temor que por amor a Dios. Por eso, está bien rogar ahora por el remedio de aquellos que se encuentran en tan grandes peligros.

Calasanz sigue con preocupación la peste que está asolando Italia porque está afectado a todos sin distinción de clase y afecta a la buena marcha de las escuelas. En sus cartas, anima a los hermanos religiosos a tomar precauciones para no contagiarse, a orar con fe para que Dios ponga remedio pronto y, sobre todo, a consolar a los enfermos con la asistencia espiritual, como lo hicieron los escolapios de la comunidad de Florencia con gran diligencia.

Siempre debemos orar, pero en este tiempo de un modo especial por muchos motivos. Orar por los que están al cuidado directo de los enfermos, por los que velan por la seguridad del país, orar por los dirigentes políticos para que actúen con sabiduría y prudencia en sus decisiones. Orar por los que más están sufriendo, por los que han perdido un ser querido, por los que han perdido su empleo y los que viven en la indigencia.

La oración nos fortalece interiormente y nos regala una mirada de fe sobre la realidad. A través de la oración, nuestros miedos desaparecen y somos capaces de actuar con diligencia y creatividad frente a los problemas. La oración nos ayuda a afrontar con sencillez la cruda realidad del sufrimiento cuando se acerca nuestra casa.

Muchos se han acordado de orar cuando ha aparecido las dificultades, “cuando la peste se está acercando”. Calasanz nos enseña que hay que orar en todo momento, más por amor a Dios que por el temor, como dice el salmo: “Bendeciré al Señor en todo tiempo, continuamente estará su a alabanza en mi boca” (Salmo 34,1).

 

Oración por las vocaciones escolapias

Señor Jesús, que has dicho en el evangelio: “lo que hagan con un hermano mío de estos más pequeños, lo hacen conmigo”; y también: “la mies es mucha pero los obreros pocos: rueguen, pues, al Dueño de la mies para que envíe obreros a su mies”.

Enseñados así a pedir por las vocaciones, te pedimos que tengas presentes a tantos niños y jóvenes que no te conocen, porque no hay quién les enseñe a conocerte, ni se preocupe de llevarles el pan de la cultura y de la fe.

Enciende en los corazones jóvenes tu fuego divino para que se entreguen a la educación cristiana de los niños y de los jóvenes en las Escuelas Pías, guiados por el ejemplo de San José de Calasanz.

Y de este modo todos los niños del mundo puedan alabarte con el Padre y el Espíritu Santo.

Amén.

 

Corona de las Doce Estrellas / pdf

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies